HD o 4k: reflexiones antes de comprar un televisor digital



acerca de la tecnologia 4k de alta definicion

La tecnología 4K ha llegado al mercado para convertirse en la próxima generación de televisores digitales y con una calidad de imagen abrumadoramente espectacular. Sin embargo, no todo es lo que parece, hay algunas reflexiones que vale la pena considerar antes de comprar un televisor de alta resolución.

¿Qué diferencia hay entre HD y 4K? ¿La calidad de imagen entre ambos es muy grande? Y básicamente eso es lo que todo mundo quiere saber ¿verdad? Es decir, si un televisor con tecnología 4K me va costar el triple de  caro que una LED Full HD, lo mínimo que puedo esperar es una diferencia sustancial.

Sí, teóricamente es así. Cualquier técnico te dirá lo mismo, la resolución 4K es cien veces mejor que la calidad HD. El tema de fondo (y pensando siempre en nuestros intereses) es que la pregunta no fue bien formulada, lo que realmente debemos saber es si el mundo está preparado para la generación 4K.

Recordemos un poco lo que sucedió con los televisores 3D, una tecnología que por más revolucionaria que parezca se mantuvo al margen de toda expectativa, prácticamente desfasada por la baja demanda del público.

Y aquí la primera reflexión: ¿Cuántos canales de TV por cable hay en 3D? ¿Cuántas personas prefieren pasar el tiempo en casa mirando películas en 3D? ¿A quién le importa ver el Mundial de fútbol en 3D? Y así podríamos continuar todo el día.

 

¿Ya me entendiste? ¿Todavía no? Pensar en una generación Ultra HD es ir demasiado lejos.  A excepción de algunas películas en BluRay, la televisión digital no produce contenido en un panel de 1080p (Full HD), lo que significa que llevaremos a casa una televisión de 55 pulgadas con tecnología 4K pero sin una programación visualmente compatible para disfrutar de toda su imponente dimensión y calidad de lujo.

Si tomamos en cuenta esta premisa, tener un televisor 4K no representará ningún cambio perceptible. Obviamente, al momento de asistir a la exhibición es normal que nos sintamos impresionados con la calidad de imagen de algunos fragmentos Ultra HD, pero sólo es eso, un pequeño grupo de clips en medio de una variedad televisiva ajena a la generación 4K.

¿Cómo puedo sacar ventaja mi televisor 4K? Ok, si ya compraste tu televisor 4K eso no quiere decir que tu inversión se fue al tacho, pero deberás hacer algunas maniobras técnicas para que tus amigos del trabajo y familiares encuentren una diferencia real en la calidad de imagen.

El tamaño ya de por sí es un buen indicador, pero también hay que calibrar el monitor y mantenerse a una distancia de unos 2,7 metros para apreciar una imagen  más optimizada. Recuerda que el problema no es la imagen, tampoco la televisión, aún no hay una tecnología estandarizada que responda a la necesidad de un televisor 4K, y hasta que eso ocurra pueden pasar muchos años, muchos.


Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*