Viajando a través de los “Bytes” (Parte VII): Magnavox Odyssey2



Viajando a través de los “Bytes” (Parte VII): Magnavox Odyssey2

La marca “Magnavox”, quien fue responsable de sacar a la venta la primera consola de videojuegos de la historia, la legendaria “Odyssey”, más tarde logra aliarse con la empresa “Philips” para desarrollar y poner en el mercado a su heredera la “Odyssey2.

En 1979 la consola de segunda generación “Odyssey2 o también conocida como “Videopac G700” en Europa, sale a la venta, con un precio aproximado de $200 en Estados Unidos.

Estaba en el mercado para hacerle frente a la poderosa “Atari 2600”, que muy abajo quedó de ella, tanto por sus inferiores prestaciones, como su bajo nivel de producción y desarrollo de juegos.

Algo muy llamativo de la consola, es la de incluir en su parte superior, un teclado alfanumérico de membrana, tal cual se tratara de una máquina de escribir, con ello se pretendía fomentar la cultura educativa de carácter lúdico, a través de juegos y programación, pero la intención quedó en el intento, ya que se disponían de cartuchos que permitían desarrollar entradas y programaciones que lamentablemente no podían guardarse o almacenadas, al final, el teclado quedó en desuso por la falta de esta capacidad y solo se utilizó para escribir el nombre personal en los registros de las puntuaciones más altas en los juegos.

Por el resto, la consola ofrecía similares atributos que sus competidores, contando con:

Un par de clásicos mandos de palanca tipo mango, que poseía un botón rojo de acción. Las direcciones del control no eran analógicas, sino, de 8 direcciones fijas. Estos “Joysticks” eran totalmente extraíbles e independientes de la consola, y aquellos que experimentaron su uso, sostienen que era preciso y efectivo de usar.

La consola tenía un tamaño similar al de una máquina de mecanografiar, de color negro y gris, de aspecto serio y apagado.

No faltaba su correspondiente ranura para los cartuchos y sustituyó la antiquísima alimentación a través de baterías, por conexión directa a la fuente de energía, además, como ya era habitual, contaba con sonido e imagen a color.

“Atari” estaba en cabeza, gozando del privilegio de las buenas ventas, en parte, gracias a sus buenos juegos. Estos juegos eran desarrollados por empresas independientes, dedicadas exclusivamente al diseño y programación de los mismos, dándole un amplio repertorio y variedad de juegos de todas las características, saliendo a la venta varios títulos casi simultáneamente.

“Magnavox”, con su “Odyssey2, no pudo aprovechar este factor, por culpa de políticas internas. Su personal de trabajo fue asignado a otras áreas, porque la marca “Magnavox” hacía tiempo que quería retirarse del mercado de los videojuegos. Solo una ínfima cifra de una persona fue la responsable de estar a cargo del desarrollo de todos los juegos para esta consola. Se trataba de uno de los creadores del chip “Intel” que usaba la máquina como procesador. Al final, su decisión fue la de abandonar “Intel”, para empeñarse en el desarrollo de los juegos de “Odyssey2

Sus características técnicas se componían de:

  • CPU

Intel 8048 @ 1 MHz

  • ROM

1 KB

  • RAM

16 KB

  • VRAM

8 KB

  • Audio/Video

Sonido de 1 canal con 9 tonos y una resolución máxima de 128X96 píxeles.

La característica de los juegos va en paralelo con los de su categoría, referente a sus competidores. Algunos juegos eran copias de otros anteriormente existentes, como el caso de “KC Munchkin”, que prácticamente era una copia de “Pac-Man”.

En total su juego-teca alcanzó el número de 45 títulos originales.

“Odyssey2 vendió un total de 2 millones de unidades.


Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*